¿Para qué vale el incienso?

Cuando hablamos de incienso, debemos de hablar de un producto noble. Cuenta con numerosas propiedades y se usa en numerosas ocasiones religiosas, estéticas o terapéuticas. Es por eso que en este post vamos a hablar precisamente de sus diferentes beneficios y de sus notables propiedades. 

El incienso genera una fragancia que produce un efecto alquímico inmediato. Cada olor influye sobre nosotros y sobre nuestro entorno, afectando a cada persona y a su interior. Entre sus beneficios encontramos: 

La resina puede ser masticar para procurar la salud bucal en general, además masticar esa sustancia ayuda a tener tanto dientes como encías más fuertes.  

Si se consume como té, puede ser estimulante y también limpiadora para la piel. Además, ayuda a mejorar el sistema digestivo, y ayuda a evitar los dolores de estómago.  

El té liviano si se aplica en compresas puede utilizarse para mejorar problemas oftalmológicos. 

Algunos tipos de incienso, se pueden utilizar también como repelente de mosquitos.  

Dependiendo de cómo se consuma, se puede usar para aliviar los dolores musculares, como pueden ser los derivados por la artritis y el reuma. 

En las dosis indicadas, durante el embarazo, puede ser un aliado para poder aliviar las náuseas de los primeros meses e incluso ayudar a la hora del parto. Además de ayudar el sistema inmunitario de una forma global y ayudar en enfermedades como son la depresión. 

De hecho, en la actualidad se está estudiando el uso del incienso en enfermedades como el Alzheimer, Parkinson o la enfermedad de Crohn, ya que parece que ayuda a retrasar un poco los efectos de esta enfermedad y al menos, mejorar los síntomas que se producen. 

El incienso, tanto el sahumerio como en forma de carboncito o madera, se usa de manera común tanto en fitoterapia como en aromaterapia para armonizar el cuerpo y la mente. A nivel circulatorio, el incienso tiene un ácido llamado boswélico, que posee efectos antiinflamatorios y ayuda tanto al flujo sanguíneo como  a la circulación en general. También su uso está indicado para mejorar enfermedades respiratorias como puede ser la bronquitis, la sinusitis, el asma, las diferentes alergias y los resfriados, tan solo haciendo vasos con las hojas de la planta del incienso. Y en casos de ansiedad, se ha demostrado que ayudan a reducir el incienso de sándalo y el de lavanda. 

También entre sus propiedades se encuentra el de facilitar el sueño. Como decíamos ayuda a mejorar la ansiedad, relaja todo el sistema nervioso, por lo que ayuda a desconectar tu cuerpo y mente del mundo terrenal. No descubrimos nada cuando decimos que tiene un lado muy místico.  

Entre los efectos más desconocidos está el de ayudar en la cicatrización. Es un potente antibacteriano por lo que previene las infecciones. Es bastante común su uso para ayudar a curar cicatrices, forúnculos o bien los granos que sufren los adolescentes de la casa. 

El incienso cuando se quema se puede usar para desinfectar ambientes y como antiséptico del lugar. Además, al respirar ayuda a fortalecer al sistema inmunitario, ya que es sabido y demostrado que lo que repercute en el estado de ánimo, mejorándolo, ayuda también al bienestar emocional y por lo tanto a una mejor salud corporal. 

Y aunque te sorprenda, tiene un poderoso poder afrodisíaco. Si pretendes tener una conexión muy alta con tu pareja, apuesta por usar el loto azul, ya que es el incienso indicado para avivar las llamas de la pasión. Como decimos, este incienso, actúa directamente sobre el hipotálamo, que es el encargado de la excitación sexual, aumentando la producción de testosterona y aumentando el flujo sanguíneo en los órganos sexuales. 

Cualquier tipo de incienso ayuda a refrescar el ambiente de una habitación. Encender un poco de incienso ayudará a que se renueve la energía de tu hogar. Además, apostaremos por un olor que se genera con una combustión pero que es absolutamente natural, a diferencia de los ambientadores que se utilizan de aerosol. Por lo que no habrá químicos fuertes en el ambiente, de esta manera también ayudamos a nuestra salud. 

Uno de los usos más frecuentes y más beneficiosos para nosotros, es el generado por el incendio para la meditación. Si aprovechas la fragancia del incienso cuando lo quemamos (idealmente en un buen quemador incienso) y lo acompañas con una luz adecuada, en este caso tenue y una música que acompañe, tendrás un ambiente perfecto para poder conectar con tu yo más interior, tu mente y tu cuerpo, al tiempo que despegas del mundo terrenal. 

Pero el uso más en alza tras la pandemia, es el uso del incienso para mejorar los cuadros depresivos. Está claro que no va a reemplazar la medicación, que paute en médico, solo es un complemento que puede ayudar a poder sobrellevar las bajadas de estado de ánimo. 

Estos son los principales beneficios, pero dependiendo sobre lo que quieras mejorar o potenciar. Por ejemplo, si lo que quieres es mejorar en el campo amoroso, debes de apostar por el incienso ámbar, rosa, jazmín, o bien lavanda o azahar. Mientras que, si lo que quieres es reforzar la salud, tanto física como mental, lo ideal es que adquieras inciensos de manzana, violeta o limón. De los diferentes que puedas adquirir debes de pensar que quieres mejorar, cómo funciona el incienso en cuestión y sobre qué actúa. Destierra la idea de que todos valen para todo, porque nada más lejos de la realidad. 

Al igual que te recomendamos que adquieras inciensos de calidad, que sean naturales, que su origen sea sostenible y que no contengan ni plásticos ni químicos. Lo primero es que debes de pensar que usar inciensos que no sean de alta calidad, lejos de mejorar nada tu salud, va a hacer que incluso puedas tener algún tipo de problema derivado de esto. Lo barato en lo referente a la salud, puede salir caro. Acude a lugares que tengan conocimiento sobre el incienso y que sean profesionales en este campo, para que puedan asesorarte y venderte un producto de calidad, aunque su importe sea un poco superior al que veas en tiendas de otro corte. 

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.